SUSCRÍBASE a nuestros post por e-mail:

Jueves, 30 Junio 2016 12:21

Una mala traducción con consecuencias millonarias

Una mala traducción siempre puede traer problemas, pero cuando hablamos de millones de Euros, la cosa cambia.

Muñoz Ramonet

La herencia de Julio Muñoz Ramonet está dejando muchas noticias. La última es que el albacea testamentario del multimillonario, el Sr. Romano Kunz, sostiene que la fundación creada por el consistorio barcelonés no cumple las voluntades del Sr. Muñoz Ramonet. Según él, la culpa es de una mala traducción del testamento, que consta de 300 páginas y está redactado en alemán. El testamento dice textualmente que destinaba "la finca de la calle Muntaner, con inclusión del parque y su jardín y del Palacio del Porvenir, así como su contenido íntegro a una Fundación que lleve mi nombre".

El mismo Kunz ha realizado una traducción jurada del testamento que cambia el sentido de la traducción realizada por el Ayuntamiento de Barcelona.

Según el diario "El Confidencial", el testamento señala que el objeto de la fundación es la conservación y mantenimiento de las instalaciones y su visita y uso razonable por parte del público "unter dem Patronat der Stadt Barcelona", que el Ayuntamiento tradujo como "bajo el patronato de la ciudad de Barcelona". Pero la traducción correcta debe ser "bajo el patrocinio de la ciudad de Barcelona". La palabra "Patronat" en alemán quiere decir "patrocinio" y no "patronato".

Ahora empieza otro episodio de litigios relacionado con la multimillonaria herencia dejada por Muñoz Ramonet.

 

Leer 2108 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML.